Color caoba viejo. Aromas concentrados, recuerdos a dátiles y aparecen notas muy finas de madera vieja. Boca potente, predominan los sabores cálidos de la crianza y los toques concentrados de madera todo redondeado por una profusión de agradables notas rancias, debido a su larguísima crianza en barricas de roble francés Limousin.

Presentación en licorera exclusiva de vidrio blanco y tapón de vidrio en libro-estuche de madera noble pintada en oro. Composición musical para piano: Nocturno del Curto I (compositor Rodolfo Albero Colino). Edición limitada a 7.243 unidades, que conmemora el 125 aniversario de la fundación de la destilería familiar en 1870.

Servir en copa clásica grande y no calentarla nunca para así poder apreciar todas las cualidades de este gran brandy, que debe estar siempre entre 16 y 18Cº.

40% vol.

Caja de 1 botella de 70cl.